Menu
X
image

BIOAMIN® Agrobiotecnología convierte residuos de cosechas en soluciones

BIOAMIN® Agrobiotecnología

BIOAMIN® Agrobiotecnología

BIOAMIN® Agrobiotecnología ha desarrollado DEZTRUCTOR/PROBIOSS, un producto biológico cuya función es degradar los residuos vegetales, como hojas y tallos, que son generados durante y después de la cosecha de cultivos como caña de azúcar, maíz, sorgo, trigo, piña, banano, café, entre otros, y los incorpora al suelo.

Este producto, que se encuentra en proceso de patente, ha recibido apoyo del Center for Global Innovation and Entrepreneurship de la University of Texas para su escalabilidad en diferentes mercados en México, Estados Unidos y América Latina; además, es considerado una de las tecnologías verdes más innovadoras en Latinoamérica por Cleantech Mexico.

El desarrollo de este bioproducto llevó a BIOAMIN® Agrobiotecnología a ser considerada en 2016 como “Empresa de Alta Calidad y Excelencia” por la organización Global Quality Foundation.

Para esta empresa, la innovación siempre ha sido una constante. Nació en 2008 a raíz de un proyecto de investigación que consistía en el aislamiento de cepas nativas de microorganismos de suelos mexicanos, el cual dio como resultado el primer producto de la empresa: Nitrobiol®. La esencia de BIOAMIN® Agrobiotecnología es y siempre será la investigación y desarrollo de soluciones que satisfagan las necesidades del mercado agrícola.

Respecto a DEZTRUCTOR/PROBIOSS, esta innovación surge a partir de la alianza estratégica entre BIOAMIN y las distribuidoras de agroquímicos FUMYAGRO y BIOTERRA INTERNACIONAL, que en conjunto detectaron una oportunidad de desarrollo aprovechando toneladas de residuos de cosecha que, por lo general, son quemados y generan toneladas de gases de efecto invernadero.

Está comprobado que en las zonas donde existen quemas de residuos de cosecha la incidencia de muertes por problemas respiratorios es casi el doble que en sectores donde dichas prácticas no se llevan a cabo.

En respuesta a la gestión de residuos, especialistas en las áreas de microbiología, enzimología, cultivo de tejidos y bioprocesos de la empresa –encabezados por Yolanda Osuna Sánchez, Directora de Innovación y Desarrollo de BIOAMIN– lograron desarrollar el primer prototipo a nivel laboratorio que degradaba los residuos de cosecha de cultivos como caña de azúcar hasta en un 60 por ciento en un periodo de siete días.

Entre algunos de los beneficios que el producto ofrece al degradar los residuos de cosecha e incorporarlos en los suelos agrícolas es que mejora la calidad y fertilidad del suelo; retiene la humedad, lo que genera un ahorro de riegos emergentes; favorece la reproducción de organismos benéficos del suelo y, en consecuencia, disminuye la presencia de microorganismos patógenos.

DEZTRUCTOR/PROBIOSS debe aplicarse directamente sobre los residuos de cosecha que se encuentren en los suelos agrícolas mediante métodos convencionales de aspersión a una baja dosis de 2 litros por hectárea. El producto debe diluirse en la cantidad necesaria de agua para cubrir una hectárea.

Actualmente en México se producen 45 millones de toneladas de residuos de cosecha, de los cuales el 45 por ciento es aprovechado como alimento para ganado; pero para el resto existe una inmensa oportunidad de desarrollo de tecnologías que utilicen estos residuos.

Con DEZTRUCTOR/PROBIOSS, BIOAMIN® Agrobiotecnología aporta al sector agrícola un producto que además de ser ecológico y respetuoso con el medio ambiente, disminuye costos de mano de obra y diésel por la recolección o quema de residuos.

Este desarrollo brinda al agricultor una nueva alternativa para gestionar los residuos de sus cultivos; aportar fertilidad y mejorar la calidad de sus suelos, además de revertir el impacto que las quemas de residuos de cosecha generan.

No Tag have Found!
Back To Home

© Copyright 2017 Guía Agroindustrial. All rights reserved.