Algoritmos y big data ayudan a optimizar productividad y mejorar rendimientos

Argentina. – Un sensor mide lo que el tractor hace en el campo y recolecta datos, además, recopila información sobre la densidad y profundidad en la que se plantaron las semillas, registra si se aplicaron moléculas de protección de cultivos y con qué frecuencia se utilizaron fertilizantes.

Los datos se complementan con imágenes satelitales, información de temperatura, humedad, precipitaciones y suelo. Luego, se procesan en una plataforma digital que permite visualizar todas esas variables en tiempo real para evaluar y hasta predecir niveles de fertilidad o recomendar semillas con una precisión que oscila entre el 75 y el 85 por ciento.

Se trata de FieldView, una solución de agricultura digital desarrollada por Bayer y es su vez una realidad para más de 150 productores en Argentina que comenzaron a probarla en más de 400 mil hectáreas de cultivos de maíz, soja, trigo y girasol. De acuerdo con la compañía, el 30% de esos productores son cordobeses.

La plataforma se lanzó en junio pasado en el país y permite a los productores evaluar el rendimiento de sus cultivos y gestionar la variabilidad de sus tierras. También, genera recomendaciones personalizadas de fertilidad y siembra a fin de optimizar la productividad. 

En la campaña actual, FieldView está realizando recomendaciones avanzadas en densidad de semillas para poder minimizar el riesgo en ambientes menos favorables e incrementar el rinde en zonas más productivas.

Sam Eathington, director científico de The Climate Corporation y responsable de agricultura digital en Bayer, explica que “con las recomendaciones de semillas, en el caso del maíz en Estados Unidos, donde hemos hecho el mayor trabajo, estamos ayudando al agricultor a elegir el híbrido correcto y estamos acertando aproximadamente en el 85% de las veces cuando se compara con la decisión que el agricultor proponía”.

“Las predicciones no son perfectas”, aclara. “Estamos trabajando en recomendaciones de fertilidad. En las pruebas que hemos realizado, el nivel de precisión se ha ubicado entre el 75 y el 85 por ciento, que es un nivel aceptable para los productores”, dice.

FieldView tiene un costo de mil dólares por año, sin importar el tamaño del campo. El único requisito es que se pueda conectar con máquinas y tractores compatibles con el sistema, con una antigüedad que no debe superar los 10 años.

En Bayer destacan que la tecnología digital funciona sin importar la cantidad de hectáreas. “Puede ayudar a la productividad de todos”, afirma Eathington, quien cree que a futuro los campos necesitarán más tecnología para mantener sus operaciones, ante la pérdida de empleos que se observa en el sector.

“Antes se necesitaban varias personas para hacer un determinado proceso, ahora hace falta una. No es que la tecnología se quitó de encima a todas esas personas, sino que esas personas ya no quieren estar más en el campo”, explica.

Con información de: Agrovoz

Anterior China produce más flor de cempasúchil que México
Siguiente México y Dinamarca cooperarán para fortalecer industria porcícola

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *